miércoles, 9 de julio de 2014

Hay cosas más importantes que la derrota de Brasil

El que busque en estas páginas un análisis deportivo de lo que sucedió ayer en el campo barsileño de fútbol que cierre esta pestaña, no lo encontrará. Hago uso por primera vez de este espacio para vaciar el corazón dolido por tan grande decepción que la gran derrota de Brasil. 
Ante los siete goles de una Alemania, Brasil no existió en una cancha de bramaba por su presencia y me atrevería decir que muy buena parte del mundo lloró junto a los brasileños. 

Los comentarios en las redes han sido despiadados, muy pocos de ellos solidarios y comprensivos. Puedo entender que todo ello ha sido al calor de la euforia de los fanáticos alemanes y de los decepcioandos que apostaban por Brasil, pero lo más preocupante para mi es la capacidad que ha tenido este mundial para opacar noticias como el ataque de Israel a la franja de Gaza y la muerte de 31 palestinoshttp://www.lanacion.com.ar/1708438-israel-intensifica-los-ataques-sobre-gaza-y-aumenta-el-saldo-de-muertos , conflicto que no es nuevo, pero me niego a pensar que la muerte de un ser humano  no sea más importante que un partido de fútbol, incluso aún en un mundial.
En las redes sociales, en los medios de comunicación, incluso en el corazón de muchas personas fue más significativo que la venta legal de marihuana en Washintonghttp://www.eluniversal.com.mx/el-mundo/2014/impreso/washington-vende-cannabis-recreativa-87613.html , o que el constante espionaje estadounidense que continúa impune. 
La derrota de Brasil era esperada, incluso por su público que lo sabía desde que vio caer a Neymar en el campo de juego dem Mineirao, pero nos aferramos a la esperanza de un milagro, ya no queda nada que hacer, más que rezar porque el sábado de despidan de el mundial de una manera digna, si es que es posible hacerlo a estas alturas de la Copa. 
Alemania por su parte dio una innegable lección de fútbol que no será olvidada para bien: Hay que jugar!!!!!!!!!!!, que fue exactamente lo que Brasil no supo hacer.
Al mundo, a la humanidad, la lección que debe quedar en la memoria es que hay cosas mucho más importantes que pasan inadvertidas porque no se les concede prioridad en los medios de comunicación mundiales. Las grandes cadenas televisivas publican este tipo de información en un segundo plano la gente en gran parte del planeta lo asume de esa manera.  Algo sobre lo que deberíamos reflexionar, verdad????

No hay comentarios:

Publicar un comentario